El Parlamento Europeo anunció hoy el inicio del proceso que puede terminar con la actual inmunidad del ex presidente catalán y eurodiputado Carles Puigdemont, a quien la justicia española reclama para ser juzgado por sedición y malversación en relación con el fallido proceso de secesión de Cataluña de 2017.

“Las autoridades españolas se han dirigido al presidente de nuestra institución (David Sassoli) para solicitar el levantamiento de la inmunidad de Carles Puigdemont y Toni Comín para poder seguir con las investigaciones judiciales contra estos dos eurodiputados”, informó la vicepresidenta de la Eurocámara, Ewa Kopacz, en la apertura de la sesión, refiriéndose al controvertido caso de los dos políticos catalanes.

Según el reglamento, la solicitud se someterá a la comisión de asuntos jurídicos y comisión competente, explicó la vicepresidenta.

Con esta notificación oficial se inicia el proceso de suplicatorio -solicitud de permiso- para que se levante la inmunidad parlamentaria a Puigdemont y su ex consejero Comín con el objetivo de juzgarlos en España.

El trámite, que previsiblemente se prolongará varios meses, amenaza con erosionar tanto la relación entre los flamantes socios del gobierno de coalición español -Unidas Podemos (UP) está en contra- como con sus frágiles y necesarios aliados de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC).

La retirada de la inmunidad parlamentaría no saldría adelante sin el apoyo del Grupo de los Socialdemócratas europeos y la líder española del grupo, Iratxe García, se encuentra en la delicada posición de tener que defender una decisión que se impulsó antes de la formación del nuevo gobierno.

Por el momento, los socialistas se inclinan por apoyar el suplicatorio, pese a que se comprometieron con ERC a “desjudicializar el conflicto político” catalán.

“Nuestra posición es clara: dejar trabajar a la justicia al mismo tiempo que queremos trabajar para una solución política en Cataluña”, dijo García.

En su primera reacción, Puigdemont cuestionó el procedimiento y criticó en Twitter al PSOE del presidente español Pedro Sánchez porque “terminará votando junto a Vox (ultraderecha) sin ningún tipo de complejo”.

“La autoridad competente que ha enviado el suplicatorio no es la competente”, remarcó el ex presidente catalán en declaraciones a la prensa desde Estrasburgo, Francia.

En ese sentido, Puigdemont argumenta que el juez del Tribunal Supremo Pablo Llanera, que dictó la euro orden en su contra y solicitó el suplicatorio, ya no es competente para juzgarlo ya que él renunció a su escaño en el parlamento catalán, lo que lo convertía en “aforado” en España.

Puigdemont y Comín se auto exiliaron en Bélgica tras la fallida declaración de independencia de octubre de 2017 en Cataluña inmediatamente después de que la Fiscalía los procesó por rebelión, sedición y malversación.

En mayo del año pasado fueron elegidos eurodiputados llevando el conflicto secesionista que enfrenta al gobierno regional de Cataluña y el central de España al corazón de la política europea.

Recién lograron acceder al cargo el pasado lunes, al beneficiarse de una sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea que reconoció que el también líder secesionista catalán Oriol Junquera, quien cumple 13 años de cárcel por sedición y malversación en España, gozaba de inmunidad parlamentaria cuando fue elegido eurodiputado mientras no había sido condenado en firme.

Fuente: http://www.telam.com.ar/notas/202001/424392-el-parlamento-europeo-inicia-proceso-para-suspender-inmunidad-de-puigdemont.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *